DECORACIÓN SLOW: QUE ES Y COMO UTILIZARLA

salon decoracion slow con sofa blanco y sillon madera

Cuando pensabas que todos los estilos decorativos estaban ya definidos llega la decoración slow te sorprende. Cada día hay que estar pendientes de las tendencias del mundo de la decoración de interiores porque no paran de nacer nuevas corrientes, como el estilo slow deco. Una tendencia decorativa nacida de buscar un estilo de vida mucho más calmado y más alejado del estrés de lo que es el día a día de la ciudad. El trabajo, el tráfico, la cantidad de tareas que hacemos a diario hacen que tengamos que buscar un oasis que nos salve de ello. Y ese oasis de descanso y de paz es nuestra casa y lo conseguiremos a través de la decoración slow deco. Continua leyendo…

Las claves de la decoración slow

Buscar los espacios abiertos es una de las claves de la decoración slow, que nos faciliten los usos de cada estancia y podamos disfrutar más de cada una de ellas. Por ejemplo como ocurre con la cocina, la sala de estar y el comedor deberían estar en una estancia abierta. Esta apertura de espacios nos permite, en este caso, disfrutar más de la familia ya que toda la familia estará junta buena parte del tiempo. Se busca además que cada estancia de la casa tenga los muebles y la decoración adecuada para que no quede recargada. La decoración vista como herramienta de mi descanso y mi disfrute, no con el único hecho de decorar ya que puedes caer en la tentación de recargar los ambientes y haga que tu casa vuelva a ser la selva urbana de la que estamos buscando huir.

salon comedor slow deco

Una de las claves para tener un ambiente slow deco en tu dormitorio es olvidar los aparatos electrónicos. Al dormitorio se va a descansar o como mucho a leer, por lo tanto los aparatos electrónicos sólo te traerán distracciones que te dificultan el descanso óptimo. En la zona de la cocina hemos buscado que las zonas estén conectadas para facilitar la comunicación en familia pero también para facilitar la conexión de las tres zonas y nos haga la vida más fácil. Pues esta premisa la tenemos que tener en todas las estancias, en todo el diseño de la casa. Es conveniente que la habitación tenga buena comunicación con el vestidor y el baño. Todo tiene sentido.

Ideas para cada habitación

En el recibidor

Al entrar en casa, el recibidor puede invitarte a echar el freno, contagiándote de pausa y de calma. Ayuda tener un lugar para dejar las llaves, el abrigo, el bolso y los zapatos.

En el dormitorio

En tu dormitorio, elige ropa de cama de texturas naturales porque favorecen el necesario reposo. Tener pocos objetos deja paso al relax. No tengas aparatos eléctricos en el dormitorio, dificultan un buen descanso. En cambio, un rincón de lectura allí es más que aconsejable, junto a la ventana.

En la cocina

Apuesta por alimentos que se produzcan en tu entorno más cercano. Diseña un espacio limpio y ordenado y destina un rincón al reciclaje. Trapos de lino, tablas de madera rústicas y tiempo para cocinar son un must. Y a ser posible, utiliza productos de temporada

En el salón

Habilita un espacio donde tomarte una infusión antes de dormir. Cojines, un plaid y flores pueden ser sus ingredientes principales.

salon con paredes blancas y sofas en tono marron

En el baño y en el aseo

Tu templo casero de relajación debe tener una cesta con aromas esenciales, velas y toallas en colores claros con tejidos muy naturales

1. Espacios amplios y en armonía

A la hora de hacerte una reforme, si quieres integrarte en el slow life empezando por tu vivienda, no lo dudes: huye de muchas estancias pequeñas y opta por espacios amplios que no estén interrumpidos por tabiques o muebles altos. La armonía que proporcionan los espacios que se comunican entre sí, invita a una mayor sensación de relajación.

2. Los materiales

Despídete de las piezas o columnas metálicas y todo lo relacionado con el estilo industrial. Para la decoración slow, los materiales deben tener conexión con la naturaleza para que tú también la sientas. La madera de pino o el mármol para suelos y muebles, son los materiales que encajan a la perfección en este ambiente. En cuanto al textil del hogar, las fibras como el lino o materiales orgánicos son los más afines.

mesa comedor con detalles de naturaleza

3. Los colores

A la hora de utilizar colores, debes utilizar los tonos tierra, blancos y neutros. Son los que más relacionados están con la tranquilidad. Combina gris, beige y algún tono de verde o azul pero siempre en su versión más suave. Darán un pequeño toque de luz pero siempre reinando la calma.

mesa cocina decoracion slow

4. Las zonas comunes

Pon mucha atención en las zonas comunes. Un punto de encuentro habilitado ad hoc para conversar en familia, completa la filosofía y la decoración slow. Basta con elegir un buen rincón, un sofá de la paleta de color neutra de la que hablamos -también puedes añadir algunos cojines para poder sentarte en el suelo y hacerlo especial de manera que te sientas totalmente cómodo ahí. Algo que también ayuda mucho a fomentar la tranquilidad y la calma que requiere este tipo de espacios, son las velas aromáticas, que darán ese aroma especial a tu estancia.

5. Tu rincón

Es importante conectar con los demás miembros de la casa, pero no te olvides de hacerlo también contigo mismo. Es esencial que dentro del hogar, tengas habilitado tu propio rincón donde encontrarte con tu persona y reflexionar. Una buena idea, es montar tu propio boudoir o lugar para escribir, dibujar o leer. Piensa que es un espacio alejado de la zona social donde lo único que prima es tu bienestar individual. No necesitas un gran espacio ni mucho menos grandes cosas, lo importante e que sea tuyo y súper confortable.

Cama de lectura junto a la ventna

¿Te ha convencido este nuevo estilo? Como ya sabes, el mercado es inmeso y existen muchas tendencias de decoración. Contacta con tu interiorista de confianza para que te asesore y diseñe la casa de tus sueños.