fbpx

HABITACIÓN INFANTIL: LA VUELTA AL COLE

habitacion infantil

La vuelta al cole es un momento que siempre viven con nervios e ilusión: ver a los amigos y ponerse al día tras las vacaciones, disfrutar del olor de los libros, aprender cosas nuevas… Pero para ayudarles aún más en el proceso de adaptación, hay que realizar varios cambios en su habitación infantil hará que afronten el curso con otra energía. Orden, cambio de armario, zonas de estudio, decoración de papelería, zona de descanso…

A continuación te damos una serie de consejos que puedes implementar en la habitación infantil de tus hijos:

Hay que ser ordenado

Este puede ser un buen momento para reorganizar el espacio para adaptarlo a las necesidades de la nueva etapa. El orden siempre es un ingrediente positivo porque mejora el descanso infantil y, además, fomenta la concentración durante el estudio.

Decoración

Los productos de papelería que los niños utilizan en el colegio destacan por su cuidada presentación. Conviene situarlos en la zona del escritorio para que estén a la vista y a mano. También hay que poner a mano otro tipo de material de papelería que puedan utilizar a diario.

El escritorio

Es posible preparar el escritorio con los recursos necesarios para tener cada cosa en su sitio. El organizador es un producto práctico y funcional. Lo ideal es tener el escritorio despejado y todo ordenador para que cuando vuelvan cada tarde, puedan realizar su tarea.

El armario de una habitación infantil

Muchos alumnos visten con el uniforme escolar. Otros estudiantes visten en el día a día con las prendas que forman parte de su vestidor. En cualquier caso, llega el momento de actualizar el fondo de armario con conjuntos cómodos para la rutina escolar. Hay que ir pensando en guardar los bañadores e ir preparando ropa de diario. El objetivo de potenciar el orden en el dormitorio, también llega al interior de armarios y cajones.

Zona de descanso y de estudio

Hay que aprender a diferenciar la zona de descanso y la zona de estudio. Cada zona tiene su horario y su función. Con frecuencia, el dormitorio infantil es un espacio multifuncional. El universo de descanso y el lugar para el estudio forman parte de la misma habitación. Cada ambiente posee su propia estructura pero, al mismo tiempo, mantiene su diferenciación con aquello que se encuentra alrededor. La distribución del mobiliario o el uso de una alfombra para enmarcar una zona concreta pueden producir este efecto visual.

La decoración y organización de la habitación debe priorizar el descanso como una meta esencial. Es recomendable olvidarnos de la tecnología en esta zona para que los más pequeños no se descentren y tengan un placido sueño. ¡Hay que levantarse con las pilas cargadas!

Almacenamiento

Existen soluciones de almacenaje sencillas que se adaptan, también, a las características de dormitorios pequeños. Las estanterías, las cestas de mimbre y los cajones son un ejemplo de ello. Tal vez el espacio cuente con los recursos suficientes para guardar el material escolar, los juguetes y otros productos presentes en la estancia.

Guardar lo innecesario

El nuevo curso escolar, como indica el propio concepto, está acompañado por la llegada de la novedad. Y para hacer espacio a lo nuevo, hay que identificar aquello que ya forma parte del pasado. El proceso del orden, al que hemos hecho alusión previamente, también integra esta tarea. Conviene realizar inventario para valorar qué productos han agotado su tiempo en dicho hogar (aunque quizá sea posible darles una segunda vida).

A la hora de distribuir, decorar y configurar la habitación infantil, siempre hay que pensar en ellos. En su bienestar, en sus estudios, en su descanso. Si la habitación infantil de tu hijo es pequeña, esta mal distribuida o simplemente quieres hacerle un cambio para el nuevo curso, puedes hablar con tu interiorista de confianza que te asesorará y dará la mejor solución.