fbpx

CORTINAS PARA VENTANAS

cortinas para ventanas

¿Qué longitud deben tener las cortinas? ¿Puede ser de cualquier tela? ¿Y qué pasa con los estampados? Las cortinas para ventanas son uno de esos elementos tan prácticos como bonitos pero, a veces, podemos cometer errores. Hay que saber jugar con ellas para acertar con una correcta decoración.

Recomendaciones

  • Siempre debes seleccionar una barra que sea más ancha que la propia ventana. Si es demasiado justa, lo único que lograrás es que las cortinas, incluso cuando las quieras correr, cubran parte de ella y quitarás luz.
  • Lo normal debería ser que la barra sea uno 20 o 30 centímetros de ancha más que la ventana.
  • La imagen que darás si las cortinas de tu casa han sido cortadas con poca generosidad. Para que queden bien, tanto abiertas como cerradas, lo mejor es que tengan a partir del doble de la medida de la ventana.
  • Lo ideal es que la barra de la cortina quede más cerca del techo que de la parte de arriba de la ventana. De este modo, ayuda a equilibrar la altura de las paredes y las cortinas lucirán más.
  • ¿Cuánto debe quedar por encima del suelo una cortina? En general, la tela debe caer hasta el suelo y prácticamente rozarlo.
  • Si hemos recargado una habitación con un papel pintado, lo mejor es que las cortinas sean en un tono liso, sin estridencias. Igualmente, si la casa mueve en los tonos neutros, podemos apostar por algo más arriesgado en las cortinas
  • Las telas más claras reflejan mejor la luz y evitan la entrada del calor hasta cierto punto. Además, si son de telas livianas, como el lino, su propio movimiento con el aire te parecerá que ya refresca la casa.
  • Seguro que si pudieras cambiar de sofá o de alfombra cada mes, lo harías. ¿Entonces por qué no lo hacemos con las cortinas? Son, quizás, el elemento más fácil de cambiar y uno de los que más define una habitación, pero las mantenemos perennes (o, peor aún, sin pasar por la lavadora) largas temporadas.
  • Las cortinas largas son más adecuadas para habitaciones espaciosas, mientras que las persianas son la mejor opción para espacios compactos y otras áreas cargadas de humedad como el baño y la cocina.
  • Las cortinas de telas densas ofrecen un buen aislamiento acústico, especialmente si la casa está cerca de una carretera muy transitada. Nunca es suficiente para esconder el ruido de fuera, las cortinas también ayudarán.

Gancedo 1945

Gancedo es una empresa líder en interiorismo textil. Desde 1945, diseña, edita, fabrica y comercializa telas, papeles pintados, alfombras, cortinas y mucho más. Todo, para tejer relaciones únicas entre cada vez más personas y los espacios. Gancedo es nuestra apuesta y recomendación personal en tejidos. Somos su distribuidor oficial en Valencia y puedes venir a conocer sus tejidos en nuestro showroom.

¿Cortinas para ventanas si? ¿O tal vez no?

Pues depende. Todo depende de gustos, de las características de la casa, de su orientación, de su situación… Para esta pregunta no hay una respuesta cerrada.

Es muy típico poner cortinas para ventanas simplemente «porque es lo que se ha hecho toda la vida» pero, en realidad, en muchos casos la decoración no lo necesita. Nosotros te recomendamos hacer lo que más te apetezca, así que el «es que se ha hecho toda la vida» lo tiramos por la ventana. Si te dejas asesorar por nosotros, te daremos la mejor recomendación aunque la última palabra siempre la vas a tener tu.

Ventajas

  • Dan privacidad sin quitar excesiva luz. Sobre todo si optas por cortinas finas y blancas, tipo visillos.
  • Actúan como un elemento decorativo. Adiós a aquellas cortinas llenas de borlones y pesadas como telones de teatro. Ahora hay diseños de visillos y cortinas chulísimos y divertidos si es lo que te gusta o sencillos y frescos, si ese es tu estilo.
  • Disimulan ventanas feas. Poco más que añadir.

Desventajas

  • Aunque hay cortinas para ventanas que no quitan mucha, algo de luz siempre restan.
  • Hay que lavarlas periódicamente, cosa que nunca se puede considerar divertida.
  • Es un gasto extra. Si tienes muchas ventanas, puede suponer un
    pellizco importante.